Artes Gráficas Comunigraf

 

 
   
 
 
 

Breve historia de la Imprenta en México - Página 1 de 4

     
 

Breve historia de la
Imprenta en México

  Breve Historia de la Imprenta en México - Artes Gráficas Comunigraf
 
 
 

Escribía el Obispo Juan de Zumárraga al Emperador Carlos V, en 1533, que "parece sería cosa muy útil y conveniente haber allá imprenta y molino de papel, y pues se hallan personas que holgarán de ir, con que su Majestad haga alguna merced con que puedan sustentar el arte, Vuestra Señoría y Mercedes lo manden proveer".

Y lo que solicitaba el pro- gresista prelado lo conce- dió el augusto Monarca, según lo testimoniaba al Consejo: "que se les dará

pasaje y matalotaje a México y se les prestará alguna cantidad de la hacienda de su Majestad para ayudar a comenzar y privilegio por tiempo señalado".

Tales son los espléndidos albores del arte tipográfico en América. Cuando parece que sólo se podía pensar en vivir, se pensaba en imprimir, y cuando podía creerse que no había quienes pudieran dedicarse a la lectura, por ser tan escasa la población que entonces existía, se creía "útil y conveniente" introducir una imprenta e instalar una fábrica de papel.

Lo que no consta aún con certeza es la fecha en que funcionó la primera imprenta en México. Lo más probable es que ya en 1533-1537 existía un modesto taller, a cuyo frente estaba Esteban Martín, y entre otras publicaciones salidas de aquellos primitivos tórculos, encuéntranse en 1535, la Escala Espiritual que había compuesto San Juan Clímaco y en 1537 la Doctrina de Toribio de Motolinia y el Catecismo Mexicano de Juan de Ribas.

Aunque no faltan quienes consideran falso el dato y establecen como fecha de la primera imprenta el año de 1539, los historiadores más autorizados, como Beristayn, Medina y Torre Revello, consideran como una realidad histórica innegable la exis- tencia en la capital mexicana de un taller tipográfico anterior a 1539. Creemos que históricamente es cierto, que en 1535 o 1536 pasaron a México algunos impresores y oficiales, entre ellos el mencionado Maestre Esteban y que en 1535 o 1536, insta- laron el primer taller.

Además de llevar consigo, o enviar delante de sí al Maestre Esteban, debió el ilustre y progresista Juan de Zumárraga contratar por sí mismo, mientras estuvo en España en 1532-1533, o por intermedio de otra persona, la venida a México de otro célebre impresor domiciliado en Sevilla. Nos referimos a Juan Cromberger. Éste jamás cruzó los mares ni trabajó en el Nuevo Mundo, pero a 12 de junio de 1539 celebró un acuerdo con Giovanni Paoli, conocido vulgarmente como Juan Pablos, según el cual debía de trasladarse a México e instalar aquí un taller tipográfico con los materiales que Cromberger pondría a su disposición. Juan Pablos trabajaría para sí y para otros, pero todas las ganancias habrían de ser para Cromberger, a excepción de un quinto de las mismas que corresponderían a Juan Pablos.

Si algunos tipos eran ya inservibles, no los podía donar a otros, sino que los había de fundir a fin de que otras personas no se valieran de tales tipos. Añadía, todos los libros habrían de llevar en su pie de imprenta o colofón, el nombre de Juan Cromberger.

Como el contrato se hizo por diez años, al cabo de ellos no parece que se renovara y es precisamente desde 1548 que desaparece el nombre de Cromberger al pie de los impresos mexicanos y aparece el de Juan Pablos. Los libros se imprimían "En Casa de Juan Pablos" hasta 1560, gracias a un "privilegio" concedido por Carlos V, la Real Cédula expedida en Talavera a 6 de junio de 1542, por ella estaba Cromberger autorizado, no sólo a imprimir "libros de doctrina cristiana", sino también "libros de todas maneras de ciencias". Podía, asimismo, Cromberger llevar y vender en la Nueva España cartillas e impresos de cualquier ciencia y este privilegio era hereditario en su viuda e hijos, como lo era el de imprimir.

Juan Pablos llegó a México en octubre de 1539, y con tanta celebridad estableció su taller, que, antes de finalizar ese año, publicaba el breve y más compendiosa doctrina cristiana, del que asegura Marcos Jiménez de la Espada (Cartagena, 1831- Madrid, 1898), haber conocido un ejemplar hoy perdido. Según el bibliógrafo, constaba de un cuaderno en 4°., de 12 hojas.
 

 
-
 
 
Regresar al Índice de Artículos y Reportajes

-!Recomienda este sitio!

   
-
Enlaces Comunigraf
 
La MARIPOSA de León
Papelería, Mercería artículos de oficina y esc
www.lamariposa.com.mx
 
Copiadoras RICOH
Venta, Renta, Mantenim Consumibles  en León
www.ricohleon.com.mx
 

Impresos en León
Folletos, Volantes, Trípticos, Folders, Etc.
www.impresshop.com.mx

 
Folders Impresos
Empresariales e
Institucionales

www.folders-impresos.com
 

Productos Borner
Procesadores y cortadores para cocina
www.bornermex.com

 
Sartenes Estrella
Utensilios de Alta Calidad para su cocina
www.sartenesestrella.com
 
¡Clasificados GRATIS!
Autos, Casas, Empleos, Servicios, Compra-Venta
www.bazarlibre.com
 
Agenda electrónica
¡Descarga GRATIS!
agenda-calendario
 
Folders mx
Especialistas en folders corporativos e institucionales
www.folders.mx
 
Tazas Impresas
Un bonito regalo para sus clientes, eventos o amigos
www.tazas-impresas.com
 
Viajes por México
Galería de fotos de Aguascalientes y Real del Catorce
www.viajespormexico.com
 
Diseño Páginas Web
Diseño y Rediseño de Páginas o Sitios Web en Internet
Diseño páginas web

 

 
 
 

Principal              Contacto

 
Artes Gráficas Comunigraf

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artes Gráficas Comunigraf Comunigraf Artes Gráficas Comunigraf
Copyright © Artes Gráficas Comunigraf MR
Todos los Derechos Reservados